Estimulación sensorial

Regla 2/3 Cómo tratar a la gente

Regla 2: Reconocer las fortalezas del otro y apreciarlas de forma sincera.

No se trata de ser adulador y embriagar a los demás con artificiales lisonjas, pues como sucede con el dinero falso, la adulación nos puede poner en aprietos si queremos hacerla circular.

John Dewey sostenía que el impulso más profundo de la naturaleza humana es el deseo de ser importante.

Sin ese anhelo, que llevó a Colón a reclamar el título de “Almirante del Océano y Virrey de las Indias”, que hizo que Catalina la Grande se negara a abrir las cartas que no estuvieran dirigidas a “Su Majestad Imperial” o que Washington se hiciera llamar “Su Grandeza, el Presidente de los Estados Unidos”, sin ese anhelo que ha inspirado siempre a pensadores y artistas inmortales, nuestra civilización no habría sido posible.

Alfred Lunt, uno de los actores más destacados de su época, declaró: Nada hay que yo necesite tanto como alimento para mi propia estima.

Cada persona satisface su deseo de ser alguien de una forma diferente y esa es la característica que mejor define su carácter. Charles Schwab, primer presidente de la United States Steel Company, y diestro como pocos en este arte, explicaba su éxito con estas sencillas palabras: Si algo me gusta, soy caluroso en mi aprobación y generoso en mis elogios.

Hacer lo que hacía Emerson, cuyo prestigio personal no le impedía reconocer y elogiar las cualidades ajenas: Todo hombre que conozco es superior a mí en algún sentido. En ese sentido, aprendo de él.

Comparte deliciosos cupcakes y estimula los sentidos de tu gente bonita, al mismo tiempo que reconoces sus fortalezas.

http://www.chachacritasbakery.com

Whatsapp: 5512883949

http://www.facebook.com/ChacharitasBakery

Referencia: https://www.leadersummaries.com

Estimulación sensorial

Regla 1/3 Cómo tratar a los demás

REGLA 1. No critique, no condene ni se queje.
Lewis Lawes, quien fuera alcaide de la famosa cárcel de Sing Sing, en Nueva York, afirmó con tino que pocos de los criminales que hay en Sing Sing se consideran hombres malos.
Tal es la naturaleza humana, que permite afirmar que noventa y nueve veces de cada cien, ningún hombre se critica a sí mismo, por grandes que sean sus errores, y que, por el contrario, aprovecha el menor pretexto para descargar en otros sus críticas más acérrimas. Pero además de ser peligrosas porque lastiman el orgullo, socavan la autoestima y hacen emerger el resentimiento, las críticas son inútiles, pues en lugar de provocar cambios duraderos, ponen al criticado a la defensiva y listo para justificarse.
Son miles las páginas de la historia donde encontrar ejemplos de la inutilidad de la crítica. Lincoln lo supo y por eso dijo No juzgues si no quieres ser juzgado, y cuando otras personas hablaban duramente de la gente del sur de los Estados Unidos, él respondía: No los censuréis; son tal como seríamos nosotros en circunstancias similares. Cualquiera puede criticar, censurar y quejarse, y casi todos los tontos lo hacen. Pero se necesita carácter y dominio de sí mismo para ser comprensivo y capaz de perdonar. En lugar de condenar a la gente, intente comprenderla.
Aprendamos cómo tratar a las personas y consentir a nuestra gente bonita con cupcakes deliciosos.
Whatsapp: 5512883949
Estimulación sensorial

5 buenas noticias 2018

Compartimos cinco buenas noticias del 2018, seguramente hay más, sería genial si pudieras enriquecer nuestras mentes con artículos felices, buenas noticias y hasta anécdotas divertidas:

1. Invento ecológico. Investigadores de la Universidad de Guadalajara (UdeG) desarrollaron una línea de productos desechables fabricados a base de lirio acuático. Académicos del Centro Universitario del Sur (CUSur) de la UdeG explicaron que con estos productos buscan sustituir la utilización del plástico con un producto que se degrada en 90 días, así como colaborar con la limpieza de la laguna de Zapotlán.

2. Buena samaritana. El Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores al Servicios del Estado (ISSSTE) obtuvo la primera donación de órganos en el Hospital Regional «Centenario de la Revolución Mexicana», de Cuernavaca, Morelos.

La dependencia informó que la donación fue de una mujer de 68 años que tuvo traumatismo cráneo encefálico al sufrir una caída. Sus familiares decidieron dar sus órganos: dos riñones y su hígado.

3. Futuro mexicano. Un grupo de estudiantes mexicanos, pertenecientes a diferentes instituciones educativas, obtuvieron tres segundos lugares en diferentes categorías en FIRA RoboWorld Cup 2018, en Taichung, Taiwán.

En el concurso internacional de robótica, organizado por la Federación Internacional de la Asociación de Robot-sports, la selección mexicana derrotó a 12 países, entre ellos a China, Corea, Japón, Rusia, Canadá e Irán, entre otros.

4. Mejor alimentación. Una especialista en Neuropatología y Neurotoxicología e investigadora de la Universidad del Valle de México (UVM) descubrió que incluir en el desayuno chocolate oscuro antes de iniciar actividad escolar permite mejorar la cognición de los niños.

La académica Lilian Calderón halló que esto se debe a que los flavonoles de cacao son prometedores como nutracéuticos con actividades neuroprotectoras, lo que mejora el proceso de aprendizaje en niños pequeños.

5. Déficit de atención. Una empresa mexicana trabaja en el desarrollo de un programa de realidad virtual, así como una aplicación móvil, como una alternativa complementaria al tratamiento de niños con trastorno de déficit de atención e hiperactividad (TDAH).

Se trata de un casco de realidad virtual donde los niños juegan ejercicios diseñados para esa condición en el cual se observa y registra el progreso de los pacientes al hacer las actividades programadas. La empresa emergente Miyabi Labs usa lo que ve y lo que registra para crear tratamientos específicos para cada niño y sus necesidades.

Referencia: https://www.huffingtonpost.com.m

Disfruta de las cosas buenas al calor de unos cupcakes deliciosos y divertidos.

http://www.chacharitasBakery.com

Whatsapp: 5512883949

http://www.facebook.com/ChacharitasBakery

Estimulación sensorial

Carta a mi hijo Diego

Desde que tenías  apenas unos días de nacido, supe que había algo diferente en ti.

Recién dabas los primeros pasos y lo mejor de tu día era ir al parque con mamá y papá, levantar pacientemente cada piedra a tu paso, esperando ansioso encontrar algún insecto debajo de ella para observarlo, tomarlo gentilmente con un vasito y dejarlo unos minutos después en libertad. O ir a las charcas y estanques a buscar renacuajos, lombrices y gusanos.

Todo insecto era bienvenido en tu vaso  o mejor aún para ti, en tus diminutas manos.

Hacías cosas que claramente otros niños de tu edad no hacían como cuando te enseñé el alfabeto y al otro día comenzaste de la nada a decirlo perfecto y “al revés” o cuando tocaba para ti canciones en aquel xilófono de perrito que tanto te gustaba, para que, acto  seguido de mi canción- ensayada varias veces- tú la tocaras completa y sin errores, después de escucharla una sola vez.

Pasaron algunos años y el lenguaje verbal aún no llegaba pero te podías comunicar de una forma increíble  con tus detallados dibujos. Era nuestra valiosísima conexión con tu cabecita que nos llenaba de incógnitas preguntándonos qué maravilloso  mundo habitaba en ella.

Pasamos por varios diagnósticos:

Niño cristal, desorden semántico-pragmático. Todo era tan nuevo para nosotros.

Terapias de lenguaje, neurólogos, evaluaciones, viajes. Hasta un chamán que conocimos en Valladolid por  total casualidad, nos dio el más bello mensaje que un desconocido te puede dar sobre un hijo.

No buscábamos respuestas, quizás porque no nos preguntábamos mucho, solo saber cómo podíamos apoyarte mejor.

Mientras otros niños aprendían a bailar y cantar, nosotros- no por gusto sino por necesidad- te enseñábamos la diferencia  entre insectos y víboras venenosas e inofensivas, a través de fotografías.

No hablabas pero tendrías unos 4 años y de inmediato elegías la tarjeta de la falsa coralillo cuando te preguntábamos cuál de esas dos víboras no era venenosa. A la fecha me sorprende que lo recuerdes.

Tu cabecita almacenaba tanta información que para todos nosotros era  irrelevante pero para ti tenía un significado y un valor especial.

Crecías y tu amor por los animales y por la naturaleza se hacía también más grande.

Víboras, mariposas, insectos, ranas, todos eran bienvenidos en tu mundo de exploración.

¿De dónde vendría ese amor por los animales? ¿Quién de nuestras familias  te habría heredado ese gen?

El diagnóstico más reciente – de esto ya hace algunos años – : Autismo.

Siempre he amado todo de ti, absolutamente todo.

Amo  tu literalidad y amo explicarte que un ratero no es un señor que vende ratas y que  si te pregunto: “¿Qué serás de grande?”, la respuesta que busco no es “un señor “, sino más bien  a qué te quieres dedicar cuando crezcas.

Amo  tu  honestidad, incluso cuando me haces regresar a la tienda de conveniencia para que escuches de propia voz del encargado, que está bien si tomé ese  agitador de madera  – al comprar un café – y que son de cortesía, que no debo pagarlo.

O cuando le preguntas a la señora  del súper si  ya pagué el producto -que te acabo de  decir que ya pagué- , solo para corroborar que no  estamos incurriendo en ningún robo.

Amo cuando me  dices “mamá Rosaura, sube los vidrios del auto por favor”  para que NADIE oiga las preguntas que  me harás como: “ mamá, qué es racismo?” y evitar ofender a no sé quién.

Amo tu compasión y amor por los animales, que sin importar el tamaño, forma o color, para ti todos son hermosos y muy especiales.

Amo tu lenguaje muchas veces rebuscando y elegante como cuando me preguntas: “ mamá, me permites ir a mi cuarto a jugar por favor?” O cuando le dices al mesero de ese restaurante japonés que tanto te gusta: “señor, se me apetece un arroz albino por favor”, haciendo más de una vez  que los comensales de al lado volteen a vernos.

Amo tu desinterés por las cosas materiales, amo cuando Santa Claus recibía esas cartas tan carentes de regalos para ti, pero no para Andrómeda, tu amada perrita, quien era la protagonista de éstas.

Amo cuando te pregunto: “¿qué quieres que te compre? “ y me respondes: “nada mamá  Rosaura, no necesito nada”.

Me enseñaste que un  diagnóstico de autismo no es el fin sino el inicio de una  travesía que si bien seguramente nadie imaginamos, es el camino que nos tocó andar y en nuestro caso… es simplemente fascinante.

Para mí Diego, el aprendizaje me lo has dado siempre tú, de eso no tengo duda y he conocido a través de ti un mundo maravilloso lleno de  compasión y de amor por los seres vivos y por la naturaleza, en donde sueñas que millones de  aves  de mil colores revolotean sin fronteras pintando de arcoíris el cielo de todo el planeta.

Solo deseo estar junto a ti en gran parte de tu camino que sé…te llevará muy lejos.

Con todo mi amor…MAMÁ

Autor: Rosaura Ugalde (la orgullosa mamá de Diego)

Seas o no de lágrima fácil, esta carta es realmente conmovedora, que belleza de corazón y de personas, muchos éxitos más y gracias por dejarnos compartir tan bellos textos con la gente bonita de Chacharitas Bakery. Disfruta la lectura en compañía de deliciosos cupcakes.

http://www.chacharitasbakery.com

Whatsapp: 5512883949

http://www.facebook.com/ChacharitasBakery

Estimulación sensorial

Posadas

Dedicadas a conmemorar el peregrinar de José y María de Nazaret a Belén, con duración de nueve días para cumplir obligaciones fiscales. María a punto de dar a luz y aún así fueron rechazados en el mesón y en varios hogares, y solo fueron recibidos por una familia que los alojó en su establo.

¿Y qué se requiere para celebrar una tradicional posada mexicana?

  1. Peregrinos
  2. Libro de letanías
  3. Velas
  4. Colación
  5. Silbatos
  6. Canastas de papel o de palma
  7. Piñata
  8. Soga o mecate
  9. Frutas de temporada: Cacahuates, mandarinas, limas, tejocotes, cañas.
  10. Luces de bengala
  11. Papel picado
  12. Repartir atole, ponche, buñuelos y tamales a los invitados

¿Y para la celebración?

  1. Adornar la casa con faroles y manteles de papel picado
  2. Hacer la procesión, cantar la letanía con los santos peregrinos
  3. Pedir posada fuera de la casa y dar posada
  4. Un rosario, repartir la colación en canastitas, encender las luces de bengala y hacer sonar los silbatos
  5. Romper la piñata
  6. Repartir fruta
  7. Degustar atole, ponche, tamales y buñuelos

¿Te gustan las posadas tradicionales? ¿Cómo celebras las posadas con tu gente bonita?

¡Puedes adicionar cupcakes deliciosos y personalizados con escenas de posadas para compartir!

http://www.chacharitasbakery.com

Whatsapp: 5512883949

http://www.facebook.com/ChacharitasBakery